¿Cómo actuar los días posteriores a una entrevista laboral?

¿Qué valores suman a tu talento?
10 Agosto, 2016
Combinar actitudes y aptitudes en la búsqueda de empleo
6 Octubre, 2016

¿Cómo actuar los días posteriores a una entrevista laboral?

En los días posteriores a la realización de una entrevista laboral pueden surgir muchas dudas: ¿seré el candidato seleccionado?, ¿me llamarán?, si se ponen en contacto conmigo, ¿sobre qué hora será?, ¿cómo debo reaccionar si me comunican que no soy la persona elegida?

Uno de los aspectos más importantes es mantener la calma. Un proceso de selección sigue una temporalidad que se puede ver modificada por causas ajenas al propio técnico/a de selección. Es decir, si la persona que te entrevistó te comenta que darán una respuesta el lunes y el martes no sabes nada no debes alarmarte. Es posible que haya habido algún cambio a última hora, y no haya podido ponerse en contacto contigo. Pero tampoco debes descartar la opción de que no seas la persona seleccionada. De todos modos, te recomendamos mantener la calma y tener paciencia, ya que, sobre todo cuándo te encuentras en la fase final del proceso de selección, la persona que te ha entrevistado suele ponerse en contacto contigo para informarte de la situación.

Conocer cómo será el proceso de selección también puede ayudarte a estar más informado sobre el curso que seguirá tu candidatura y cuál es el modus operandi de la empresa. Es decir, si llaman por teléfono, cuándo suelen llamar, qué día tienen previsto ponerse en contacto con los candidatos, cuántas fases tiene el proceso, si comunican el cierre del proceso a través de un email o no, etc.

Así, si la persona encargada de la selección no te comunica el procedimiento que siguen puedes preguntarlo tú. A veces con los nervios se te puede pasar, pero la experiencia te hará interesarte por estos datos para que después, en los días posteriores a la entrevista, tengas estos aspectos más claros y te ayuden a mantener la calma y no pasar tantos nervios.

Una vez conoces el procedimiento temporal que sigue el proceso de selección en el que te encuentras lo más acertado será esperar. Si te surgen muchas dudas que no has podido solventar en las entrevistas presenciales y la persona de selección te ha proporcionado su correo electrónico o teléfono puedes ponerte en contacto; siempre en su justa medida para que no pueda resultar contraproducente. El interés por el conocimiento del proceso puede resultar positivo en cierta medida, pero siempre dentro de la normalidad. Si te dedicas a enviar muchos correos electrónicos o llamar insistentemente a la persona de selección el resultado puede no ser beneficioso.

Si después de haber pasado el proceso resulta que no eres la persona seleccionada debes quedarte con lo bueno que te ha aportado y, sobre todo, no rendirte. Todos los procesos te enseñan cosas nuevas y te enriquecen. Y seguro que si mantienes una actitud abierta la respuesta en el siguiente proceso tendrá muchas más posibilidades de ser positiva.

Comments are closed.